|Mi trabajo de acompañamiento se estructura en tres líneas principales de intervención. ¿Cuál de ellas te encaja mejor?

Intervención individual

  • Terapia
  • Coaching 
  • Coaching Corporal
  • Orientación *

 *Te puedo asesorar si no sabes muy bien cómo o desde dónde enfocar el logro de un objetivo, una necesidad de cambio o de solventar alguna dificultad en determinada parcela de tu vida.  Igualmente, si tienes inquietud de empezar  un trabajo de desarrollo y/o autoconocimiento personal a través de trabajo individual o grupal y te sientes desorientad@ al respecto.

Grupos

Actividades grupales de diferentes formatos y niveles de continuidad que siguen diversos propósitos:

Formación y Talleres

Diseño e imparto acciones formativas y talleres. También creo propuestas dirigidas a la dinamización de grupos /equipos.

Elaboro los contenidos y materias ad hoc para el cliente.
Estructuro las líneas de intervención pedagógica de modo que teoría y experiencia estén bien armonizadas.
Y todo ello para:

Si tienes curiosidad o quieres conocerme más, aquí te explico cómo nacen y desarrollo mis propuestas

 

 

Lo que te propongo es volver a casa ... BAJAR AL CUERPO!

 

Siempre he trabajado cerca de las personas. Y hay algo que para mí no varía: ya sea desde el mundo de los recursos humanos y de las organizaciones, desde el coaching, desde la formación o desde la terapia… sea en la posición que sea que me  ponga a mirar al otro, lo esencial es que somos personas; personas únicas, genuinas, con una identidad que nos convierte en seres especiales e irrepetibles. Y al tiempo, con más cosas en común entre nosotros de las que a veces aceptamos considerar.

¿cómo entiendo yo esto del carácter?

No somos tan distintos. Para mí el asunto se resume en algo así: desde que venimos al mundo, pasamos por situaciones que nos piden una respuesta, una reacción. Opino que en la mayoría de ocasiones el asunto está ligado a la supervivencia y a sentirse querido y parte de la 'manada'. Para ello, cada uno hemos hecho lo que hemos podido, con los recursos que en ese momento disponíamos… y así hemos construido un carácter, una manera propia de estar en la vida.  Es como si a lo largo de nuestra existencia, todos hubiésemos aprendido a montarnos un 'armario ropero'  (nuestra personalidad), donde tenemos unos repertorios perfectos de disfraces y máscaras (nuestro carácter) , ahhhh! y herramientas varias (actitudes, creencias, impulsos, automatismos...) que nos permiten salir al mundo con un sinfín de personajes (y ahí,  el abanico de posibilidades es infinito!!) para, de este modo, enfrentarnos a la vida.

Todos hacemos lo que podemos...

Lo cierto es todos esos personajes o disfraces nos fueron útiles en algún momento de nuestra vida. Tuvieron su función y nos permitieron (con más o menos acierto) afrontar lo que acontecía. Sin embargo, la mala noticia es que a menudo esos personajes se quedan anticuados, pierden eficacia, ya no son útiles como lo fueron, necesitan actualización, e incluso se convierten en ocasiones en motivo de sufrimiento y dificultad….

 

Y en el fondo, después de todo, cuando poco a poco te quitas la máscara y te encuentras con tu verdadero rostro, y te reconoces y empiezas a quererte así, tal como eres.... por lo poco, sientes un enorme descanso!!! Se acabó eso de andar por la vida con un traje que te estira, te sobra, te queda corto, te ahoga!

 

Lo que a mí me motiva....

Lo que a mí me motiva y me ilusiona es acompañar a las personas en sus procesos de vida.  Ayudarles a mirarse, a ser responsables, a conectar con un buen amor hacia sí mismas, a cambiar patrones de comportamiento y pautas de carácter que quedan desactualizados o peor todavía, dificultan su bienestar emocional. Y me motiva mucho hacerlo según lo necesiten: desde el Coaching o desde la Terapia; de manera individual o facilitarlo en grupos. Y me apasiona y disfruto llevando este enfoque integrativo y humanista al mundo de las organizaciones.

y mi forma de hacerlo es BAJAR AL CUERPO

Todo esto me ha traído hasta el momento actual. Y en este proceso mi compromiso fue que, antes de pretender acompañar a alguien como terapeuta o como coach, era importante para mí 'trabajarme', mirarme y aprender a quererme y valorarme. Y es cierto que sólo desde esta actitud siento que puedo ponerme delante de otra persona con honestidad y coherencia.

 

Y si algo que me gustaría compartir contigo, porque es algo que me conecta con mi fuerza y mi ser más auténtico, eso es el trabajo con el cuerpo, sobre todo el Movimiento Expresivo. Una pasión y un idioma en mi vida. Y es que a mí el Movimiento y el Trabajo Corporal me devolvieron la capacidad de sentir, de vibrar, de crecer y de salir de mi zona de confort para construir cada día la vida que quiero.

 

En adelante , te cuento mis propuestas de acompañamiento, pero antes quiero compartir contigo algo que me ha costado horrores  llevar a mi vida, y que al final lo ha cambiado todo: las acciones cómodas nos dejan en el problema, en el bucle de pensamiento , en la creencia; por contra, son esas pequeñas acciones aparentemente más incómodas (más que nada porque nos dan miedo, por ser desconocidas) son las que nos sacan de ahí, y normalmente suelen ser muy , pero que muy efectivas!


Hay una frase que me gusta mucho. Es de Alan Moore,  y dice: "Todo lo bueno en la vida nace de un salto al vacío". 


¿qué te propongo desde Bajar al Cuerpo?                  
                                                                 ¿nos ponemos en marcha?

~
TRABAJO INDIVIDUAL:
- terapia
- coaching 
​- orientación
        (+ info)

 

+
formación, cursos  y talleres
       (+ info)

 

 

^
Terapia y Coaching desde el abordaje Coporal:
Gestalt corporal -Terapia psicocorporal - Movimiento terapeútico y expresivo
          (+ info)

pnl en movimiento
(+ info)
TRABAJO GRUPAL
talleres y grupos de terapia/crecimiento personal
(+ info)          
@
para empresas 
y organizaciones
             (+ info)              

 

 

¿te cuento un poquito más?
 

CONÉCTATE!

Esencialmente, mi propuesta desde BAJAR AL CUERPO  es acompañar a mis clientes cuidando tres aspectos, a mi entender,  básicos. Son tres miradas, tres focos de atención, desde los cuales estoy segura que se pueden dar grandes pasos hacia la consecución de una vida más plena, más consciente, más propia… ¡y también más alegre, mucho más sana!.

Y es que, desde mi experiencia, para que algo cambie, se aclare, se ordene, se aprenda, es importante explorarlo desde estas 3 miradas:

  • Conectando con las emociones y aprendiendo a reconocerlas. 
    Hablamos constantemente de emociones, pero solemos tener un gran barullo a la hora de identificarlas y gestionarlas. A mí me ocurrió: necesité hacer un reset para poner cada emoción en el lugar que le correspondía y dar su espacio a algunas (como la rabia o la ternura) que tenía censuradas porque alguna vez decidí que no eran apropiadas si quería ser parte de esos grupos familiares/relacionales a los que pertenecía o deseaba pertenecer.

     
  • Atendiendo y conociendo el propio cuerpo y todas las posibilidades que nos ofrece. Tenemos una mente que gestiona la información, unas emociones que nos conectan con lo que nos pasa y un cuerpo que envuelve y sostiene todo ello con su estructura y su energía.
    Me gusta pensar en el cuerpo como el lugar donde uno habita, donde nos pasa la vida.

     
  • ​Y ordenando y dando espacio al mundo de las ideas, de los pensamientos y las creencias que tanto marcan nuestra vida.
    Lo que piensa uno de sí mismo y  acerca de lo que puede y no puede, los 'deberías', los 'no merezco', lo 'no valgo lo suficiente para eso'… por ahí tenemos una buena colección de elementos potenciadores o -por desgracia, más habitual- limitadores de nuestra forma de movernos por la vida. 
    El cómo y qué piensas sobre ti y sobre el mundo en general, tu forma de hablarte y juzgarte, de evaluar tu vida (actual, pasada y futura) determina  tu presente y ese paso que deseas o aspiras a dar.

Cuando aprendemos a atender e integrar cuerpo, mente y emociones, es más fácil tomar conciencia de la propia experiencia y tener así una comprensión más completa y real de lo vivido.

 

Tengo claro que la vida es una escuela de aprendizaje constante; cada uno con lo que va encontrando en su camino. Te puedes pelear con eso que no te gusta o entiendes, y ponerte de espaldas a la vida (y a ti),  o puedes buscar el modo de atravesar lo que a veces resulta tan confuso y doloroso, para seguir fluyendo en el rio de la vida.
 

Quiero compartir mi experiencia de aprendizaje  y cambio contigo. Te propongo acompañarte para que tú también hagas ese movimiento de Bajar al Cuerpo y, de este  modo, te posiciones en tu vida de una forma más clara, generativa y posibilitadora.

​Creo, siento y defiendo firmememente que todos somos más de lo que nos decimos y creemos. Es cuestión de hacer 'click', despertar, mirar (hacia afuera y hacia dentro) de una forma diferente.

 

"...

-No lo entiendo, Maestro. Dónde termina el movimiento?
-No termina, fluye. Tienes que dejar de pensar en términos de principio y fin.
-Pero ¿cómo funciona?
-No funciona, crece. Ves? El primer movimiento se vuelve el 2º. Cada idea que muere, una nueva nace. Estás obsesionada con estructuras, con elegir la forma correcta. Tienes que escuchar la voz que habla dentro de ti. Ni si quiera yo la oí hasta que me quedé sordo.
-Entonces me estás diciendo que debo encontrar el silencio dentro de mi y así podré oir la música??
- Si, si, si... el silencio es la clave. El silencio entre las notas. Cuando ese silencio te envuelve, entonces tu alma podrá cantar...

..."
                                               De la película Copying Beethoven

 

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© 2014 by fUeNsI gArCiA www.bajaralcuerpo.net es propiedad intelectual de la autora.

web y dominios registrados


Llamar

E-mail